Get Adobe Flash player

Jesús de Nazaret

Jesús de Nazaret

StatPress

Visitas hoy: 112
Visitas Totales: 31658
Desde: 24/09/2015

II.1.1.15. San Lucas. Visita de María a su prima Isabel. Magnificat.

Dice San Lucas:

“María se fue con prontitud a la región montañosa, a una ciudad de Judá; entró en casa de Zacarías y saludó a Isabel. Y sucedió que, en cuanto oyó Isabel el saludo de María, saltó de gozo el niño en su seno, e Isabel quedó llena de Espíritu Santo; y exclamando con gran voz, dijo: «Bendita tú entre las mujeres y bendito el fruto de tu vientre; y ¿de dónde a mí que la Madre de mi Señor venga a mí? Porque, apenas llegó a mis oídos la voz de tu saludo, saltó de gozo el niño en mi seno. ¡Feliz la que ha creído que se cumplirían las cosas que le fueron dichas de parte del Señor!»

La canción siguiente pone música a la respuesta de María a su prima.

MAGNIFICAT

Uh, uh, uh, uh, uh, uh, uh…

“Proclama mi alma la grandeza” (“Magnificat” en latín) de Dios,
se alegra mi espíritu en Dios mi salvador,
porque ha mirado la humildad de su sierva.
Desde ahora me felicitarán todas las generaciones.

PORQUE EL PODEROSO HA OBRADO,
Y HACE MARAVILLAS EN NOSOTROS,
GRANDE ES SU AMOR PARA TODOS,
GRANDE ES SU AMOR Y POR SIEMPRE,
GRANDE ES SU AMOR…
Uh, uh, uh, uh, uh, uh, uh…

Hace proezas con su brazo,
corrige a los soberbios y con todo el corazón
ensalza a los humildes, llena de bienes a los pobres.
Su promesa por siempre durará como dijo a nuestros padres.

Para María, llevar a Jesús en su cuerpo y en su alma significa premura por servir, por ayudar. ¿Llevamos nosotros a Jesús de Nazaret en nuestra alma? La inmensa mayoría de nosotros fuimos bautizados e hicimos la primera comunión. ¿Pero realmente “comunicamos” a Jesús desde nuestras actitudes, acciones…? ¿Somos católicos “culturales” por haber nacido o vivir en España, o somos cristianos porque realmente “Jesús vive” en nosotros? (Lo de “católicos culturales” lo dice un filósofo español, que añade de inmediato que él… ¡es ateo!)

Pidamos a nuestra buena Madre que, como hizo ella, acojamos a Jesús en nuestras almas y seamos capaces de comunicar alegría, servicio… Un ejemplito de nada: Personas mayores y chicos y chicas de 4º de ESO que “machacan” una tarde a la semana para ayudar a compañeros. ¿Quién se cree que les es muy fácil? “Comunican” a Jesús… ¡sin “predicar”!

Texto evangélico del Magníficat:

«Engrandece (“Magníficat”) mi alma al Señor y mi espíritu se alegra en Dios mi salvador, porque ha puesto los ojos en la humildad de su esclava; por eso desde ahora todas las generaciones me llamarán bienaventurada.

Porque ha hecho en mi favor maravillas el Poderoso, — ¡Santo es su nombre! — y su misericordia alcanza de generación en generación a los que le temen.

Desplegó la fuerza de su brazo, dispersó a los que son soberbios en su propio corazón. Derribó a los potentados de sus tronos y exaltó a los humildes. A los hambrientos colmó de bienes y despidió a los ricos sin nada.

Acogió a Israel, su siervo, acordándose de la misericordia, como había anunciado a nuestros padres, en favor de Abraham y de su linaje por los siglos.»

María permaneció con ella unos tres meses, y se volvió a su casa”.