Get Adobe Flash player

Jesús de Nazaret

Jesús de Nazaret

StatPress

Visitas hoy: 112
Visitas Totales: 31658
Desde: 24/09/2015

IV.4.1.04. Última cena. San Marcos. Institución de la Eucaristía.

Desde los primeros momentos del cristianismo se menciona la “fracción del pan”, la “cena del Señor”. Recordamos la narración de San Marcos.

“Y al atardecer, llega él con los Doce. Y mientras comían recostados, Jesús dijo: «Yo os aseguro que uno de vosotros me entregará, el que come conmigo.» Ellos empezaron a entristecerse y a decirle uno tras otro: «¿Acaso soy yo?» El les dijo: «Uno de los Doce que moja conmigo en el mismo plato. Porque el Hijo del hombre se va, como está escrito de él, pero ¡ay de aquel por quien el Hijo del hombre es entregado! ¡Más le valdría a ese hombre no haber nacido!»

Y mientras estaban comiendo, tomó pan, lo bendijo, lo partió y se lo dio y dijo: «Tomad, este es mi cuerpo.» Tomó luego una copa y, dadas las gracias, se la dio, y bebieron todos de ella. Y les dijo: «Esta es mi sangre de la Alianza, que es derramada por muchos. Yo os aseguro que ya no beberé del producto de la vid hasta el día en que lo beba nuevo en el Reino de Dios.» Y cantados los himnos, salieron hacia el monte de los Olivos.”

No fue una comida más. Narra San Juan: «Antes de la fiesta de la Pascua, sabiendo Jesús que había llegado su hora de pasar de este mundo al Padre, habiendo amado a los suyos que estaban en el mundo, los amó hasta el extremo». La tradición de esta celebración pascual se remonta a la primerísima comunidad, la de Jerusalén, que siguió reuniéndose en la misma sala.

El problema que tienen muchos católicos, siglo XXI, es que ya no saben lo que significa “celebrar” misa y comulgar. Muchísimos dicen que “no van a misa porque no les dice nada”. Bien. Es un hechoCuestión: Comprobé muchas veces que cuando grupos de jóvenes se reunían para comprometerse en alguna acción solidaria, de ayuda, etc. surgía enseguida una “petición”: ¿Cuándo tenemos una misa en grupo? La teníamos… Después, un comentario: “Esto son misas y no las de la parroquia.”¿En qué está la diferencia? En los asistentes: la oración y el compromiso en común “realiza” la presencia de Jesús…

Los primeros cristianos empezaron a reunirse de inmediato para la “fracción del pan”. Es una acción litúrgica: “memorial” de la Cena del Señor en que Él mismo quiso “ser comida y bebida” de salvación, realizada una vez para siempre, de forma “anticipada”, en aquella cena horas antes de entregar su vida. Desde entonces, los cristianos “comulgamos” en el Cuerpo y la Sangre del Señor, realmente presente en el pan y vino por su expresa voluntad, en forma de “signo” o “sacramento”. Su Cuerpo y su Sangre son verdadera comida y bebida espirituales.

Padre nuestro, que estás en el cielo;
Santificado sea tu Nombre.
Venga a nosotros tu reino.
Hágase tu voluntad en la tierra como en el cielo.

Danos hoy nuestro pan de cada día.
Perdona nuestras ofensas, como también nosotros perdonamos a los que nos ofenden.
No nos dejes caer en la tentación.
Y líbranos del mal.

Amén

Dios te salve, María, llena eres de Gracia, el Señor es contigo.
Bendita tú eres entre todas las mujeres, y bendito es el fruto de tu vientre, Jesús.

Santa María, Madre de Dios,
Ruega por nosotros, pecadores,
Ahora y en la hora de nuestra muerte.

Amén

Gloria al Padre, y al Hijo, y al Espíritu Santo.
Como era en el principio, ahora y siempre, por los siglos de los siglos. Amén.